de una mirada la otra

(hasta mañana Rebeca, espero que tú no vas a olvidar) /

2007, instalación, 25.000 impresiones sobre papel (10 x 15 cm), dimensiones variables

En una sala oscura, apenas iluminada por la luz de un proyector, una pila de imágenes en blanco y negro se eleva desde el piso. Las imágenes han sido extraídas de una escena de la película La batalla de Argelia, realizada en 1966 por Gillo Pontecorvo. La escena presenta a una joven mujer en una sala de un bar llena de gente. La mujer se desplaza sigilosamente, como queriendo pasar desapercibida, mientras escruta con su mirada a las personas que la rodean. Para realizar esta pieza, un segundo de esta secuencia fue dividido en sus 25 fotogramas, después se imprimieron mil copias de cada imagen. La vigésimo quinta imagen es la única en la que la mujer mira directamente hacia la cámara, cruzando así la mirada del espectador.